Este viernes, se ha autorizado la concesión de vados en todas las zonas industriales de la ciudad con el objetivo de facilitar la actividad industrial y comercial de los empresarios que, mayoritariamente, mantienen sus naves en los polígonos industriales de Fadricas y Puente de Hierro.

Se trata –explica la delegada de Desarrollo Urbano, Claudia Márquez- de una reivindicación histórica a la que el gobierno municipal ha dado respuesta positiva para satisfacer al tejido industrial económico de la ciudad con medidas que evitan el estacionamiento de vehículos en las zonas de acceso a las naves garantizando así la carga y descarga de mercancía en los dos polígonos que cada vez están disfrutando de mayor y constante actividad.

Esta medida viene a contribuir a la transformación que las zonas industriales están experimentando en la ciudad. Potenciar los espacios productivos y generadores de riqueza y empleo ha sido objetivo prioritario del gobierno de la alcaldesa Patricia Cavada –expone la delegada Claudia Márquez-, de ahí las constantes actuaciones en Fadricas y Puente de Hierro: en el primero se han realizado en estos cuatro años inversiones que superan los dos millones de euros en mejoras de electrificación en Fadricas I e instalación del suministro en Fadricas II, cambios en accesos y viales, mejoras en la movilidad, etc. a lo que se sumarán 800.000 euros ya previstos en el proyecto de intervención en su avenida principal, en la calle Ferrocarril, con ampliación de cuatro carriles, mejoras en la medianera, en los aparcamientos y en la estética. Cabe destacar que en el Polígono Puente de Hierro se ha actuado recientemente con el proyecto ya ejecutado de redistribución de aparcamientos en coordinación con los empresarios de este enclave, ampliándose hasta cerca de medio centenar los estacionamientos. Todo ello tras el despegue que ha experimentado este polígono en la concesión de licencias, alcanzando su plena ocupación y el mejor momento en más de diez años de su existencia.

Solicitud de los vados por parte de los industriales de Fadricas

La comunidad de propietarios del polígono industrial de Fadricas presentó en su día una instancia solicitando al Ayuntamiento que se concediera a los industriales que lo pidan vados permanentes en las puertas de las naves, ampliando así las condiciones que permite la denominada Reserva de Espacio. Con el Vado se evita de manera permanente el estacionamiento de vehículos en las zonas de acceso que obstaculizan el normal desenvolvimiento de la actividad comercial. Las Reservas de Espacio se conceden por espacio de un año y durante el horario comercial o parte del mismo, cuando la realidad actual es que un gran número de empresas y talleres emplazados en los polígonos isleños no disponen de un horario fijo o determinado. Al mismo tiempo, se considera que el polígono de Fadricas ha experimentado un crecimiento de servicios y una modificación en el planeamiento urbanístico que posibilita mayores usos y la renovación y ampliación de empresas hosteleras ya establecidas.

“La actividad industrial y comercial ha crecido acusadamente en San Fernando”, explica Claudia Márquez, indicando que los conceptos son ahora distintos a los de hace quince años: empresas que reciben material de noche, que trabajan en horarios nocturnos, y se encuentran con problemas al tener obstaculizados sus accesos por vehículos aparcados. Conceder los vados permitirá fomentar la actividad empresarial según las necesidades de cada empresa, sin perjuicio de que se pueda seguir solicitando las reservas de espacios para quienes no deseen tener el vado. Hay una demanda real de solicitudes de vados según hacen constar los propietarios de Fadricas, por lo que se actúa apostando por darle más facilidades al tejido empresarial para el desarrollo de su actividad.