El pleno ordinario del mes de septiembre ha votado a favor de conceder el título de Alcalde Honorario, a título póstumo, a Cayetano Roldán Moreno, y el título de Concejal Honorario, también a título póstumo, para los miembros de su Corporación Municipal. Esta propuesta del Gobierno Municipal ha salido adelante con los votos a favor de todos los partidos políticos de la corporación, a excepción de los votos en contra de VOX.

Con este gesto San Fernando, rinde homenaje a los 17 concejales que sufrieron las consecuencias del levantamiento nacional y fueron asesinados tras el golpe de Estado de 1936. 17 ediles isleños, que lo eran o lo habían sido del Ayuntamiento de San Fernando, fueron apartados de sus funciones públicas tras ser arrestados y posteriormente asesinados por los militares rebeldes. Entre ellos, el que fuera alcalde de San Fernando desde el 25 de febrero al 18 de julio de 1936, Cayetano Roldán Moreno, y que fue asesinado durante los primeros meses de la contienda, concretamente, el 29 de octubre de 1936.

El Ayuntamiento inició el expediente para estos nombramientos el pasado mes de mayo, tras recibir la propuesta de la Asociación por la Recuperación de la Memoria Democrática, Social y Política de San Fernando (Amede). La Comisión de Honores y Distinciones del Ayuntamiento se reunió a principios de septiembre, tras haber finalizado el periodo de exposición pública en el Boletín Oficial de la Provincia. La citada Comisión emitió dictamen favorable, elevándose la propuesta a la Alcaldía-Presidencia.

El reconocimiento como Alcalde y Concejales Honorarios, a título póstumo, incluye a los siguientes miembros de la Corporación:

Cayetano Roldán Moreno, concejal electo en las municipales del 31 de agosto de 1931. Repuesto en su cargo después de las elecciones generales del 16 de febrero de 1936, siendo alcalde de la ciudad desde el 25 de febrero hasta el 18 de julio. Socialista. 53 años. Asesinado el 29 de octubre de 1936.

Emilio Armengod Molina, concejal por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. De la Unión Republicana. 37 años. Asesinado el 16 de agosto de 1936.

Eladio Barbacil Romarín, concejal por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. De Izquierda Republicana. 45 años. Asesinado el 27 de octubre de 1936.

Manuel Belizón Castillo, concejal electo en las municipales del 31 de agosto 1931. Repuesto en su cargo después de las elecciones generales del 16 de febrero de 1936. Primer teniente de alcalde en la última corporación republicana. Asesinado en noviembre de 1936.

Eduardo Díaz Delgado, concejal por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. Socialista. 33 años. Asesinado el 11 de agosto de 1936.

Antonio Ferrer Acosta, concejal electo en las municipales del 31 de agosto de 1931. Repuesto en su cargo después de las elecciones generales del 16 de febrero de 1936. Socialista. Asesinado el 11 de agosto de 1936.

Marciano González Medina, concejal electo en las municipales del 31 de agosto de 1931. Repuesto en su cargo después de las elecciones generales del 16 de febrero de 1936. Republicano independiente. 34 años. Asesinado el 11 de agosto de 1936.

Francisco Hierro Benítez, concejal electo en las municipales del 31 de agosto de 1931. No perteneció a la última corporación republicana. Socialista. Su nombre, junto a sus compañeros de corporación asesinados en 1936, aparece marcado con una cruz en las actas capitulares de los días 8 de julio y 25 de septiembre de 1931 y el 20 de marzo de 1932.

José Lucas Velázquez, concejal por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. De Izquierda Republicana. 28 años. Asesinado el 28 de agosto de 1936.

Juan Mantero Valero, concejal del Frente Popular por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. 44 años. Asesinado el 4 de noviembre de 1936.

Juan Moreno Cabezas, concejal del Frente Popular por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. Comunista. 58 años.

Eduardo Naranjo Gago, concejal electo en las municipales del 31 de agosto de 1931. Repuesto en su cargo después de las elecciones generales del 16 de febrero de 1936. Socialista. 42 años. Asesinado el 10 de agosto de 1936.

Antonio Pérez Heredia, concejal del Frente Popular por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. Comunista. Asesinado el 10 de septiembre de 1936.

Luis Ramos Laguna, concejal del Frente Popular por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. Unión Republicana. 51 años. Asesinado el 21 de octubre de 1936.

Marcial Ruiz Pérez, concejal del Frente Popular por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. De Unión Republicana y Socialista. 24 años. Asesinado.

Esteban Salamero Bernal, concejal electo en las municipales del 31 de agosto de 1931. Concejal del Frente Popular por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. Comunista. 39 años. Asesinado el 11 de agostos de 1936.

Carlos Urtubey Rebollo, concejal del Frente Popular por designación gubernativa desde el 28 de febrero de 1936. De Izquierda Republicana. 46 años. Asesinado el 10 de agosto de 1936.

Cabe recordar que la ciudad de San Fernando ha rendido homenaje a la figura del que fuera el último alcalde republicano de San Fernando con la colocación de un busto en la avenida que lleva su mismo nombre, un reconocimiento que llevaba muchos años siendo demandado por los vecinos de la zona, y que el actual Gobierno Local dio cumplimiento el año pasado.